Curso: Cómo Invertir en Bolsa con ETF’s

Video clase y recursos para invertir en bolsa usando ETF’s

Los ETF’s son fondos de inversión en los cuales podemos invertir aprovechando múltiples ventajas y reduciendo considerablemente los costos en comparación con los fondos de inversión ordinarios.
Como los que invertimos somos nosotros mismos, al manejar el dinero y tomar las decisiones por nosotros mismos, solo pagamos la comisión de compra de las acciones u opciones de ese corredor de bolsa y nos ahorramos las comisiones de administración y manejo de un fondo de inversión.
En la siguiente clase aprenderás:
  • Qué es un ETF y sus principales ventajas respecto a las empresas y demás instrumentos de inversión.
  • Cómo están compuestos y las principales diferencias entre ellos
  • Cómo escoger los mejores para invertir de forma diversificada
Además: Video Resumen para aprender a invertir en ETF utilizando el software del Submarino Bursátil y te regalamos nuestra propia lista de ETF’s balanceados.
Duración: 09:42

Antes de seguir hablando de la clasificación de los sectores y cómo funcionan dentro del submarino bursátil, debemos referirnos a los ETF.

ETF significa Exchange Trade Fund, que en español podemos traducirlo como Fondo de Intercambio y Comercio. En palabras sencillas, son simples fondos de inversión, pero con ciertas ventajas adicionales. En los fondos de inversión ordinarios, si usted quiere depositar su dinero con ellos para que ellos se lo inviertan, le van a pedir una serie de requisitos, como por ejemplo un monto mínimo a invertir y además deberá someterse a las normas que ellos tengan, como que solo le van a entregar utilidades cada cierto tiempo.

Las ganancias que ellos ganen se los van a entregar solamente anualmente o mensualmente, dependiendo el trato al que lleguen y no debe de tocar ni de retirar su dinero del fondo de inversión hasta que ellos le den permiso para hacerlo. Necesita su autorización para poder realizar cualquier retiro. Estos fondos de inversión son administrados por otros inversionistas que deciden qué hacer con su dinero y en la mayoría de casos ellos solo invierten a la alza como una única estrategia, no invierten a la baja.

Por otro lado, los ETFs son una versión mejorada de estos fondos de inversión, ya que si usted decide invertir en uno de estos fondos, solo tiene que comprar las acciones del ETF como si comprara cualquier otra acción de cualquier otra empresa en la bolsa de valores y sin ninguna restricción puede comprar el número de acciones que usted quiera y venderlas luego para cuando usted quiera. Como cualquier transacción en la bolsa de valores, sin ningún tipo de restricción como en los fondos de inversión ordinarios, en algún momento las personas necesitaron tener fondos de inversión más flexibles en los cuales poner su dinero y sin tanta restricción, es así como nacieron los ETF.

Ahora tenemos un fondo de inversión que tiene todas las funcionales funcionalidades de cualquier empresa de la bolsa de valores. Es como una empresa sin ser empresa y al mismo tiempo es un fondo de inversión en ser un fondo de inversión.

Veamos bien en qué se diferencia. El ETF siempre va a tener una gráfica de precios y lo vamos a poder analizar como en cualquier otra acción de la bolsa de valores, en un software del nuestro corredor de bolsa o cualquier otro software normal para analizar graficas en la bolsa de valores al igual que cualquier empresa.

Tiene un símbolo con el que se identifica en la bolsa de valores, al igual que también cualquier empresa, algunos ETFs tienen cadena de opciones y otros no al igual que cualquier empresa, es decir, uno son opcionales y otros no.

Podemos abrir y cerrar transacciones en cualquier ETF en cualquier momento desde nuestro corredor de bolsa, al igual que con cualquier empresa también.

Los ETF al no ser empresa no tiene reporte de utilidades, es decir, que no necesitan reportarle a nadie cuánto ganaron cada trimestre como una empresa normal, ya que no son unas empresas reales, sino un fondo de inversión en donde todos ponen dinero y los datos de rendimiento los podemos obtener en cualquier momento que queramos, sin depender de junta directivas o de sucesos aislados que puedan influir en el precio de sus acciones, lo cual nos da una ventaja adicional.

A diferencia de los fondos de inversión, no tienen restricciones y podemos invertir tanto al alza como a la baja en los ETF en cualquier momento.

Los costos de las comisiones por las transacciones son mucho más baratas que si estuviéramos invirtiendo en un fondo de inversión ordinario en donde nos cargan con muchos más servicios, así que un ETF reduce los costos.

La desventaja será para aquellas personas que no desean invertir su dinero a ellos mismos, sino que deciden que un fondo de inversión ordinario se los administre, ya que en los ETF, cada quien al comprar sus acciones, es responsable de administrar esas transacciones que va a abrir.

Pueden imitar el comportamiento y movimientos en precios de algunos de los índices principales del mercado, como el S&P500, el Nasdaq, etc. En este caso el ETF sería equivalente a uno de estos índices. Es decir, que si un ETF imita al Nasdaq, cuando el Nasdaq suba, el ETF también subirá y cuando el Nasdaq baje también va a bajar el ETF. Lo mejor será no invertir en contra de los movimientos del Nasdaq, ya que si hace eso lo imita, va a ser siempre lo mismo y si vamos en contra, podríamos tener problemas en nuestras transacciones.

Los ETFs pueden representar un sector entero de la economía de Estados Unidos, como por ejemplo pueden existir piases que representen el sector del petróleo u otros, el sector financiero, el sector de consumo, etc.. Si por ejemplo una ETF representa el sector del oro, significa que dicho ETF está formado o constituido por un conjunto de empresas del sector del oro, que en promedio determinan el precio de ese ETF, que si el ETF cuenta con 10 empresas del sector oro y 8 de esas empresas suben, el ETF también subirá, porque en su mayoría esas empresas han subido. Si la mayoría baja, entonces el ETF también bajará, debido a que, como hemos dicho, obedece al promedio de cómo se mueven las empresas que lo constituyen, las empresas que están dentro de él.

Invertir en los ETFs es una de mis cosas favoritas, ya que es como invertir en una empresa sin preocuparnos de si esa empresa está buena o es mala, o si habrá algún cambio en la directiva de esa compañía que pueda causar un movimiento repentino en los precios de las acciones, del siguiente reporte de utilidades que si será bueno o malo, o de siquiera saber buscar la fecha de dicho reporte de utilidades para no estar dentro de esa transacción mientras ese reporte de utilidades sucede.

Es como invertir con mayor libertad, sabiendo que hay muchos menos factores que influyen en el comportamiento de esos precios en el Submarino Bursátil realizamos un seguimiento tanto de acciones como de ETFs por igual para tratar de abarcar el mayor rango posible de todas las candidatas. De manera que tengamos mayores oportunidades de invertir siempre. Sin embargo, hay una pequeña aclaración que es necesaria hacer para comprender cómo el Submarino Bursátil maneja estos ETFs.

En la clasificación de sectores y subsectores que ya hemos visto de las listas candidatas. Se incluye una lista de ETF por separado. La razón de esto es que los 7, al tener empresas dentro de ellos que lo constituyen y rigen sus movimientos, los hace ser equivalentes a un índice que imita sectores enteros en base al comportamiento de dichas empresas que están dentro de ellos. Por eso, en nuestro análisis no podemos considerarlo igual que a una empresa, sino como un sector entero.

Es por eso que el Submarino Bursátil, cada vez que se refiere a una ETF, sólo lo va a relacionar con los 10 sectores principales de nuestra clasificación, no así con los subsectores. Es decir, que para los ETFs no existen subsectores. Por ejemplo, tenemos la acción de la empresa Apple, que pertenece al sector infotech o sector tecnológico, y también al subsector de computers o computadoras que está dentro del sector de infotech. Como vemos, tiene un sector y un subsector, porque es empresa.

Para el ETF la cosa cambia, por ejmplo el ETF con símbolo H HH, que pertenece también al sector de infotech, pero que imita el subsector de Internet. En este caso el ETF no tiene un subsector en sí, ya que no es que pertenezca al subsector de Internet, sino que él mismo es como si fuera todo el subsector de Internet.

 Lo único que sabemos y podemos utilizar para darle un seguimiento a su comportamiento es que pertenece al sector principal de infotech y que no tiene su sector porque el mismo es como un subsector entero. Este caso se repite en todos los ETFs que manejamos dentro del Submarino Bursátil y es por eso que cuando se trata de ETFs siempre manejamos datos únicamente para los sectores principales.

Todas las variables que utiliza Submarino Bursátil cuando se relacionan a algún ETF siempre será solo al sector principal al que pertenezca y vamos a ignorar el subsector, ya que los ETFs no tienen su sector. En su lugar siempre aparecerá la palabra ETF indicándonos que se trata de un ETF y que por eso no posee un subsector, como ya hemos dicho.

Ahora ya sabemos que es un ETF y cómo interpretarlo para manejarlos dentro de nuestras inversiones.

RECURSOS

Para poder invertir en cada uno de estos ETF’s lo único que debe hacer es escribir cada uno de esos símbolos en cualquier software de análisis de Gráficas, realizar su análisis y abrir su transacción en el momento oportuno.
Además recuerda que tenemos los últimos cupos con doble promoción, un descuento del 50% y con plan de financiamiento para que puedas subscribirte en varios pagos cómodos a todo un año de entrenamientos ya grabados, clases en vivo, alertas semanales, software y todo lo que necesitas para empezar en todos los mercados que necesites.
Suscríbete
Notificar a
guest
21 Comments
Últimos
Anteriores Más votados
Inline Feedbacks
View all comments